Año 2004. 5ª etapa. Logroño-Nájera

7 de Abril del Año del Señor del 2004. Logroño-Nájera

Juan Carlos en los campos riojanos

¡Joder que dura! (la etapa claro). Las espinillas cada vez me duelen más y se estan hinchando bastante.

Para mi ha sido criminal. Hemos hecho tres etapas en dos días, y eso se nota, y además, a riesgo de ser un pesado, las espinillas me duelen un montón. Los gelocatiles, nolotiles, anti-inflamatorios, fastum-geles y demás no me alivian este tormento.

El tiempo ha empezado a empeorar. No nos ha llovido, cosa que agradecemos pero hacía viento y frio. A 4 kilometros de Nájera, hemos parado a descansar y nos hemos refugiado en un cabaña, que está hecha para tal efecto. Las espinillas me estaban matando así que me he tumbado como he podido sobre la dura piedra para poder descansar las piernas.

Al llegar al Albergue de Najera me ha dado cuenta que no soy el único, todo el mundo estaba descansando en sus literas, y me imagino que todos deben de estar igual de cansados. El camino desde Logroño hasta Navarrete ha estado bien. Salíamos con fuerzas y los primeros kilómetros no se hacen tan duros, pero desde Navarrete hasta Nájera, unos 14 Kilómetros, han sido un verdadero tormento. Y sobre todo los últimos seis.

La verdad es que no se que más decir. Después de la ducha nos hemos ido a comer-merendar-cenar, todo junto y a la vez, ¿para que perder tiempo?.

Ahora son las 8 de la tarde y ya estoy en la cama. En cuanto termine de escribir las dos lineas que me quedan me meto en la cama a dormir. Por cierto, no hay mantas así que tanto Juan Carlos como yo nos hemos puesto todo lo que tenemos para dormir. Yo duermo con dos camisetas, el forro polar, el chubasquero y 2 pares de calcetines. Es lo que tiene el arriesgarse a venir sin esterilla y sin saco, pero por lo menos no tenemos que cargar con ello.

Comentarios cerrados.